¿QUÉ ES efiHABITAT?

Inicio / ¿QUÉ ES efiHABITAT?

efiHABITAT nace a partir de los conceptos de ENERGIA y CONFORT, buscamos llegar a la VIVIENDA ALTAMENTE EFICIENTE

La eficiencia energética tiene como objetivo reducir el consumo de energía y su uso eficiente. Consumir menos es la mejor solución para pagar menos por la energía . Los costes de calefacción para un piso de 120 m² ascienden, de media, a unos 1.500 euros al año. Una vivienda muy eficiente del mismo tamaño podría tener un consumo por debajo de una tercera parte.

Sistemas de ventilación y de asilamiento permiten mantener la casa a temperaturas agradables tanto en invierno como en verano sin necesidad de consumir tanta electricidad o gas.

En lugares por los que escapa el calor sin ningún motivo, será necesario calentar de nuevo. Esto eleva los costes. Las casas eficientes garantizan un uso optimo del calor en invierno y una atmósfera fresca en verano.

En una CASA DE BAJO CONSUMO ENERGÉTICO se evitan las pérdidas de calor, sustancialmente, gracias a estos tres factores:

  1. Una cubierta estanca para el edificio.
  2. Un aislamiento óptimo.
  3. La prevención de la formación de puentes térmicos en los puntos críticos, como ventanas, estructura, forjados…

Para conseguir estas casas altamente eficientes contribuyen los sistemas de aislamiento térmico con gran eficacia, por ello utilizamos como envolvente de la vivienda el sistema SATE, una envolvente térmica que será continua y limitará adecuadamente la demanda energética necesaria para alcanzar el bienestar térmico y un máximo CONFORT.

Un sistema SATE (Sistema de Aislamiento Térmico por el Exterior), consiste en aplicar en la fachada del edificio un revestimiento aislante protegido por un mortero, fijándose al soporte mecánicamente y/o con adhesivos.

Ventajas del sistema SATE:

• Se eliminan los puentes térmicos, al adecuarse a la forma geométrica de la fachada.
• Estética de la fachada, en el caso de rehabilitación: rejuveneciendo su aspecto.
• Mínimo mantenimiento
• Evita trabajos en el interior. Sin molestias para los usuarios.
• No reduce espacio útil.
• Mejora de aislamiento acústico.
• Se disminuyen las ganancias por radiación solar directa.
• Protección estructural contra agresiones externas (lluvia, polución..).
• Conservación de la inercia térmica.